Páginas vistas desde Diciembre de 2005

martes, 12 de noviembre de 2013

El tifón de Filipinas



Abrumado por las noticias que llegan de Filipinas me siento compelido a escribir unas líneas en el blog. Supongo que todos somos conscientes de la catástrofe climática que ha supuesto la llegada del tifón Haiyat a las costas de Filipinas. Decenas de miles de muertos a la vez que centenares de miles de personas que carecen de alojamiento porque todo ha sido destruido. Falta agua potable, medicamentos, mantas, comida, todo lo imprescindible. La situación es terrorífica. Decenas de miles de personas deambulan en busca de algo que comer o simplemente agua potable.

No quiero añadir nada más. No sé si es caridad o compasión humana ante la desgracia terrible de unos semejantes, pero no puedo evitar sentirme reclamado y conmocionado por esta tragedia provocada, según la Conferencia de ONU celebrada en Varsovia, por el cambio climático.

Dejo aquí en este enlace de MÉDICOS SIN FRONTERA una oportunidad de contribuir a ayudar. Sé que podemos hacer poco, pero gotita a gotita se puede tal vez ayudar a remediar en algo aquel desastre que reclama nuestra solidaridad.

14 comentarios :

  1. Mucha gente haciendo algo, puede conseguir mucho.
    Según parece, una de las consecuencias del cambio climático, (ese que no existe todavía para algunos) es el aumento de la intensidad de estos fenómenos extremos.
    Conviene recordar que nuestra forma de vida sobre todo en los países "ricos" favorece el cambio climático, ese que no existe.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La situación allí es desesperada. La ayuda no está llegando por las dificultades logísticas y la lentitud de reacción. Me sorprende que la noticia esté dejando de ser prioritaria en los medios de comunicación, y que en internet sea totalmente oscurecida por mil y un temas más o menos banales.

      Sí, Unsui, realmente el origen de estos fenómenos extremos es el cambio climático, lo que pone en cuestión la política de desarrollo a cualquier precio. Nuestro modo de vida implica consumo energético en cantidades astronómicas. Internet mismo supone una emisión gigantesca de CO a la atmósfera.

      Pero me temo que no hay conciencia global sobre ello.

      Eliminar
  2. No me extraña que en los medios no sea noticia prioritaria. Los medios siempre nos dan " la píldora azul", además ¡¡¡SE HA LESIONADO MESSI!!
    Desde luego no tenemos conciencia global, de hecho me estoy planteando si tenemos conciencia...
    Un abrazo
    j

    ResponderEliminar
  3. Yo, Joselu, eso de la conciencia global (sobre todo en España) creo que solo sirve para escribir, hablar en algunos foros, y dejar constancia de nuestro recto proceder como buenos militantes terrícolas. Es decir, no sirve para nada. Y digo esto porque según reza el viejo dicho: "el movimiento se demuestra andando" (y no hablando, añado).

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón en que el movimiento de demuestra andando y no hablando, pero también es importante que igual que hablamos de multitud de temas más o menos importantes, también lo hagamos sobre cuestiones como esta. El cambio climático es una realidad y lo estamos viendo por el otoño cálido que estamos pasando. Lo que pasa es que en otros lugares no es una temperatura agradable lo que pasa sino tifones y huracanes devastadores que tienen como origen el calentamiento global que algunos niegan. Esto es importante hablarlo. Es como si estuviéramos sumergidos en nuestra propia crisis y no viéramos más allá de nuestra propia casa. Pero lo que está pasando es terrible y merece algún comentario, aunque tal vez sea que las personas lo viven en su interioridad y no lo sacan afuera.

      Un abrazo.

      Eliminar
    2. Al escribir sobre el tema estás haciendo algo para aliviar este espanto. Te estás compadeciendo, es decir, estás acompañando con pasión de amor fraterno y humano a los que sufren y con conmoción interior. No muestras imágenes amarillistas ni entras en los detalles espeluznantes. Creas conciencia e incentivas a la ayuda activa y concreta, por más pequeña que parezca.

      Teresa de Calcuta decía:

      "A veces sentimos que lo que hacemos es tan sólo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltase una gota."

      Un abrazo y gracias por hacernos también reflexionar sobre el tema, ya que, como bien dices, amerita reflexión.

      Fer

      Eliminar
    3. Las noticias de Filipinas están siendo orilladas por otras más recientes, pero todo lo que llega de allí es estremecedor. No ha habido tantos muertos como se calculaba en un principio, pero la situación de los supervivientes es desesperada, y la ayuda es difícil de distribuir por la dificultad en las comunicaciones destruidas por el huracán. Esperemos que gota a gota se pueda remediar en algo esta catástrofe humanitaria.

      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Imagino que como la sangre no nos mancha, nuestra visión es muy lejana. Valoramos más la muerte cuando es cercana y esta pilla muy lejos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sin embargo, a mí me ha resultado muy cercana esta tragedia que la he sentido como nuestra, quizás por la proximidad afectiva a Filipinas. De todas maneras las imágenes de televisión nos reflejan esos rostros desesperados y el espectador no tiene escapatoria porque es consciente de lo que significa tener todas las cartas marcadas para el desastre siempre latente en esas latitudes. Y aun dicen que el cambio climático es una invención…

      Eliminar
  5. A mí la verdad, no sé me ocurre qué pudiese hacer. Dinero no tengo. Bueno, cinco euros. Empezando por ahí... y terminando por poco más que difundir la noticia :-(

    Mi hermano sí está mapeando la zona con unos colegas. Al menos que tengan una cartografía decente asociada a software libre y que sea de verdadera utilidad.

    Es horroroso, pero casas de paja unidas la fuerza de la Naturaleza, el desastre.

    Besos tristes, Joselu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los días pasan. La ayuda está llegando, pero la noticia ha dejado de serlo. Me apena que cuando estén fuera de los focos, la comunidad internacional dejé de ayudar. Gracias, Vero. Efectivamente, besos tristes.

      Eliminar
  6. Pasados unos días, el drama se agranda con el olvido en los medios de comunicación.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se ha hecho un vacío informativo sobre las noticias de Filipinas. Al parecer casi ningún medio informativo español, salvo El País, destacó a enviados especiales para seguir las noticias en directo. Ha dejado de ser actual, pese a la situación desesperada en que han quedado millones de personas que han perdido todo. Así es la actualidad informativa. Gracias por el comentario. Saludos.

      Eliminar
  7. Las catástrofes están al orden del día, lo curioso, acá en Latinoamérica, es el nulo seguimiento y las nulas iniciativas para apoyar a aquellos vecinos con quienes tenemos un gran vínculo del lenguaje. El medio masivo televisivo, ahora sí que "nos ha merengao"

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...