Páginas vistas desde Diciembre de 2005

miércoles, 22 de febrero de 2006

El profesor en busca de sentido


Perdonadme mi carácter ciclotímico. Es algo que tendréis que reconocer como parte de mi yo, si es que existe eso. He sabido de personas que a través de mi blog me han supuesto organizado y sistemático. Nada más alejado de la realidad. Soy caótico e impulsivo. Estos posts y otras actividades semejantes intentan dar unidad a impulsos muchas veces contrapuestos y contradictorios. Muchas veces he pensado que mi blog era un disparate y he tenido serias dudas acerca de su calidad. No soy ningún genio. Sólo soy una persona que intenta comprender y acercarse a las cosas con ánimo de darles un sentido. Entiendo a Víctor Manuel Ramos cuando en su blog Libro abierto habla de la necesidad de dar sentido y buscar un significado a la vida. Inmediatamente me evoca uno de los libros más necesarios, escritos en el siglo XX, El hombre en busca de sentido de Viktor E. Frankl. En esas estamos. Me han sorprendido vuestra reacción, amigos en la distancia. Yo que tengo tantas dudas acerca de mí mismo y de mi blog, me he sentido desbordado por vuestras opiniones. ¿Yo siendo necesario a alguien antes de dormir? ¿Que alguien sigue los meandros de mis reflexiones? Fascinante. He tardado tres días antes de enfrentarme a vuestros comentarios radicales. He querido poner un colchón por el desbordamiento de mis sentimientos ante el final del blog y las reacciones que pudiera originar. Gracias a todos. Creo que no me merezco vuestras palabras pero ahí están y las recojo. Perdonadme: no es que quiera hacerme de rogar. Es que dudaba y mucho sobre lo que estaba haciendo y no quería hacer el ridículo en plena red.

Por otro lado, querría abrir la temática de mis posts. A veces el ámbito educativo se queda demasiado restringido. Anhelo poder añadir subjetividad a los temas que abordo, a otros aspectos conectados conmigo. Creo que el título que más cuadraría al blog sería "Un profesor en busca de sentido". La educación es un ámbito complejo y agotador. Entras en contacto con existencias en pleno desarrollo necesitadas de control de sus impulsos. Nuestros alumnos son veinticinco volcanes a punto de entrar en erupción emocional y el profesor ha de convertirse en un conductor de energías centrífugas y dispersas. Lo que no es poco. El profesor ha de mantener el norte cuando la tripulación propende al motín, a la desidia y al caos. El profesor ha de mantener la calma cuando todo parece irse al garete y explotan las tensiones.

Gracias, pues, a todos los que habéis escrito en mi blog en el día de marras porque me dais la oportunidad de desplegar de nuevo las velas y seguir con vosotros sin demasiada vergüenza de regresar. Eso sí, subrayando el carácter existencial del blog.

6 comentarios :

  1. Donde hay alma, hay zozobra. Me gusta (por veraz) esa imagen del profesor existencial, febril. Detrás de tanta programación y demás mandanga, ¿no se trata, en el fondo, de trasmitir esa inquietud a los alumnos, esa tendencia (con perdón) a levantarle la falda a las cosas? Me hace feliz saber que seguimos teniendo, a la vez, un maestro y un cómplice. Ánimo y a por lo que venga, Joselu.

    ResponderEliminar
  2. Estoy preparando una presentación de las fotografías de Diane Arbus para los alumnos de Bachillerato. Luego les llevaré a la exposición que tenemos la fortuna de tener en Barcelona. Es una buena ocasión de levantarle la falda a las cosas. La contemplación de lo extraño. Pero de ella me fascina su suicidio a una edad casi ritual, a los cuarenta y siete años, edad que yo tengo próxima. Puedo acercarme a su zozobra, esa de la que hablabas. Lo más importante en nuestra profesión es transmitir alma y vida. De eso hice el centro de mi Pedagogía cuando me dejaban, y ahora en ratos libres si las circunstancias lo permiten. Gracias, compañero.

    ResponderEliminar
  3. Maravilloso Viktor Frankl, "El vacío existencial" y éste. No sabes cómo me alegro, todo regresa a donde pertenece...Bienvenido, de nuevo, un reinicio especial, como los despertares. Aqui estaremos.

    ResponderEliminar
  4. JL, enhorabuena. Existencialicémonos. No sabía de mi tocayo Viktor. Me parece muy, muy interesante -- y muy afin a las cosas que me agitan, que nos agitan.

    ResponderEliminar
  5. NOOOOO!!! No me puedo creer que pensaras en dejarlo y yo sin haber dicho nada. Siento no haber estado antes, pero es que he tenido problemas con el ordenador (últimas tecnologías cuando más las necesitas, te fallan). Me niego y, con todo el respeto, te obligo a que continúes con tu blog. Ahora que he acabado mi trabajo de investigación del que tú eras mi tutor, esta es la manera de comunicarme contigo por escrito. Si algo echo de menos de mi trabajo son los días que me reunía contigo para corregir, ir a la facultad, discutir sobre literatura… Y sobretodo gracias a ti he descubierto que tengo una vocación, como dice Al59, y que voy hacer si no esta tu blog para ayudarme, para desahogarme, para meter caña (frase tuya en alguna contestación a algún comentario mío)... Porque tu blog me ayuda a seguir en los días en los que creo que todo me sobrepasa y porque yo que te conozco personalmente se como eres, se que te encanta escribir, que lo vives, que adoras tu trabajo porque he estado en tus clases de literatura en las que aprendí y disfrutaba tanto… Porque se lo que sientes escribiendo este blog y por lo que me has ayudado. Nunca y reitero el nunca habría podido hacer un trabajo de tanta calidad sin ti, sin tu apoyo… Un trabajo con el que los profesores han vuelto a hablar de literatura y debaten sobre en que concursos presentarlos, con el que me han ofrecido ir a clases de alumnos más pequeños, con el que me han felicitado mil veces…
    Ese trabajo que es tan tuyo como mío. Y este blog que ya no es solo tuyo sino nuestro, de todos los que disfrutamos leyendo, comentando y admirando tú forma de escribir. Por eso y muchas cosas más no te podemos dejar marchar. Porque al menos yo necesito este blog para poder afrontar el día a día tan estresante.
    No podré agradecerte lo suficiente todo lo que me has enseñado.

    ResponderEliminar
  6. Leeros no sólo levanta la moral, Simalme, Víctor, Al59, María José (¡el mérito es tuyo!), sino que hace pensar que los blogs son herramientas poderosas de intercambio de ideas, que nos acercan y nos hacen compartir iluminaciones y realidades, sueños y utopías...

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...